Gestión de la relación Riesgo / Recompensa | FOREX.com
Intermedio

Técnicas de los traders de éxito

Progreso hacia el certificado:
0%
0 de 3 lecciones completadas

Ponga en práctica sus conocimientos

Abra una cuenta de demostración para empezar a operar sin riesgo.
fondo azul

Riesgo frente a recompensa

3.5-minutos de lectura

Los traders exitosos no entrarán en una posición a menos que sepan con precisión dónde van a salir de ella, ya sea rentable o no.

Para determinar sus niveles de cierre previstos, utilizarán una relación riesgo-recompensa.

¿Qué es una relación riesgo-recompensa?

La relación riesgo-recompensa es una parte esencial para operar con éxito. La misma determina cuánto estás dispuesto a perder en cualquier operación, y cuánto beneficio potencial necesitas para justificar ese riesgo. 

De este modo, la relación determinará dos aspectos cruciales de tus tradings diarios: 

 

  1. Si debes invertir en una oportunidad o dejarla pasar
  2. Dónde cerrar para tomar beneficios o evitar pérdidas

La elección de las oportunidades

Cuando operes tus tradings utilizando una relación riesgo-recompensa, solo debes abrir posiciones que se ajusten a tu plan.  

No existe una relación "perfecta" que funcione para todos los operadores. Para elegir la tuya, tendrás que sopesar el beneficio que puedes esperar de forma realista de cualquier operación individual, y la frecuencia con la que crees que puedes operar con éxito.

Ejemplo: 

Si eliges una relación de 1:1, por ejemplo, querrás que el beneficio potencial de una operación sea igual a la cantidad que arriesgas en ella. Si puedes perder 250 dólares, tu objetivo sería obtener una ganancia de 250 dólares.

En este caso, tendrías que tener éxito más del 50% de las veces para obtener beneficios. Cualquier operación perdedora anularía una ganadora, lo que no deja mucho margen de error.

 

En cambio, con una relación de 1:2, puede obtener beneficios incluso si no acierta el 50% de las veces. Se necesitarían dos tradings perdedores para anular cada victoria. 

 

Establecer objetivos de ganancias realistas

Cuanto más alta sea su relación, más a menudo podrás permitirte el lujo de equivocarte. Pero, ¿cuánto puedes esperar ganar con cada posición? 

Es más probable alcanzar un objetivo de ganancias cercano que uno lejano. Por lo tanto, una relación de 1:3 o 1:4 generalmente dará lugar a un número sustancialmente menor de operaciones ganadoras que 1:1 o 1:2. 

Mucho dependerá de tu estilo de trading. Los day traders, por ejemplo, pueden necesitar una relación riesgo-recompensa más baja, ya que conseguir grandes ganancias en un solo día es complicado. En cambio, si utilizan posiciones a largo plazo, podrán obtener mayores ganancias. 

Con una relación establecida, podrás tomar una decisión informada sobre cada posición potencial. ¿La oportunidad puede ofrecer la rentabilidad prevista en tu plan? Si no es así, pase a la siguiente.

Cierre de posiciones

Para controlar el riesgo de cada trade, puedes utilizar órdenes de límite de pérdidas (stop loss).

Querrás colocar tu límite de pérdidas en el momento en que tu predicción se haya demostrado errónea. Por ejemplo, si estás encontrando posiciones utilizando pullbacks (contra tendencias) y rupturas, entonces tu límite de pérdidas podría establecerse en el punto en el que se confirmaría un fakeout (ruptura falsa).  

Como alternativa, podrías colocar tu límite justo después de un nivel de soporte reciente (si va en largo) o de resistencia (si va en corto). De esta manera, si el mercado comienza un movimiento sostenido en contra de ti, puedes limitar tus pérdidas.

Toma de ganancias

Una vez establecido el límite, el nivel en el que se toman las ganancias viene determinado por la relación riesgo-recompensa.

Por ejemplo, si tu relación es de 1:2 y has establecido un límite de pérdidas 20 puntos por debajo de tu entrada en el mercado, entonces buscarás salir con 40 puntos de ganancia. 

Puedes considerar añadir una orden de toma de ganancias para cerrar automáticamente tu posición en el nivel elegido; de este modo, sabrás que puedes asegurarte una ganancia si el mercado alcanza su objetivo. 

 

¿Cuánto puedes arriesgar?

Tu relación riesgo-recompensa te ayudará en gran medida a operar con éxito. Pero no evitará que pierdas todo tu capital si arriesgas demasiado en cada operación.  

Tal y como explicamos en el curso de Estrategias y Riesgo, si asignas el 10% de tu saldo a cada posición, solo necesitarás diez pérdidas consecutivas antes de perder todo. Si lo reduce al 2%, tendrá un margen de error mucho mayor.

¿Ha sido útil esta lección?

10
No 2